DETRAS DE LA FANTASIA / by Cinthia Contreras


El constante bombardeo al que estamos expuestos con relaciòn a los estereotipos de belleza, no solo nos afecta a nosotros como parte de una sociedad normal, presionados a tener que lucir de cierta forma , sino que irònicamente afecta tambien a las modelos detràs de èstas hermosas y brillantes portadas de revistas. Dietas extremas, el uso de drogas recetadas, no poder comer antes de los shows, etc, son solo algunos de los sacrificios  que tienen que hacer estas chicas para poder llenar unos estàndares de belleza casi imposibles de satisfacer. Lo que lleva a muchas de estas modelos a sufrir de trastornos alimenticios, problemas de baja autoestima, trastorno dismòrfico corporal, depresiòn, ansiedad y en algunos casos suicidio. Doutzen Kroes la quinta modelo mejor pagada del mundo y angel de Victoria’s Secret admitiò en una entrevista que para ella es una lucha poder seguir el como se ve en sus propias fotografìas, donde la iluminaciòn es perfecta, está maquillada y las imágenes han sido retocadas, ya que no es lo que vè cuando se mira al espejo.

Kroes ha expuesto pùblicamente el hecho de còmo los agentes  constantemente le sugieren  pràcticamente no comer antes de los shows y cuando va a castings para asì poder conseguir màs trabajos, a lo que ella se niega ya que prefiere perder peso de una forma saludable y mantener unas medidas mas realistas. A pesar de los mensajes de còmo comer saludable y hacer ejercicios, Doutzen esta al tanto de la presiòn que instagram y la industria pone en las jòvenes. “Siento que soy gran parte de la inseguridad que algunas de estas chicas pueda tener por la naturaleza de mi trabajo, creen que tienen que verse como esa fotografìa. Hasta los chicos, piensan que lo que observan en las fotos es real y es muy frustrante porque no me levanto  viendome asi”. Ocasionalmente sube fotos de ella en la playa sin maquillaje, pero dice que las personas prefieren la fantasìa. Modelos como Doutzen tienen que vivir de acuerdo a una expectativa fìsica increiblemente pequeña.

A la ex modelo Georgina Wilkins su agente le decìa que se veia muy bien cuando no comìa por 48 horas, dijo al Sunday Times. “En un punto fui hospitalizada porque estaba muy enferma y unas semanas despues fui contratada para una campaña de Prada. La carrera de Wilkins solo duro 3 años y como resultado tiene 8 años sufriendo anorexia.

En el 2010 preocupados miembros de la comunidad de la moda se reunieron para tratar el problema que existe con los cada vez mas pequeños tamaños de muestra, y el predominio de modelos extremadamente delgadas en los shows. “The beauty of Health: Cambiar el tamaño de muestra” reuniò a precursores de todas las àreas de la industria en una intensa discusiòn acerca de los factores que contribuyen a la disminuciòn en el tamaño de caderas que vemos y las medidas colectivas que se pueden tomar para eliminar esta diminuta medida standard (0-2) en la industria.

En el 2012, Julia Bluhm, de 13 años, su madre y un grupo de chicas se reunieron en la torre de Hearst, casa de la revista Seventeen para protestar por el excesivo uso de photoshop en las modelos. “Siempre he sabido el gran efecto que puede tener photoshop en las chicas, en su imagen corporal y en como se sienten consigo mismas. Necesitamos ver algo realista, un reflejo de lo que realmente nos representa como adolescentes hoy en dia.”

La marca American eagle este año lanzò una campaña para su su lìnea de ropa interior Aerie, donde muestra a las modelos sin retoques. Les dejaron las marcas de belleza y tatuajes. Aunque las modelos son muy delgadas, las imperfecciones son visibles. American Eagle quiere promover unos estàndares mas realistas para sus clientes jòvenes.

Chris Gay presidente de la agencia de modelos Marilyn, expresò:  “Los estàndares de la industria son ridìculos. No son estàndares que una mujer puede mantener durante toda su vida o carrera. Reemplazan buenas modelos